Inicios

Desde sus comienzos hasta hoy, la idea original de aquel taller que se puso en marcha hace 30 años fue cogiendo forma, convirtiéndose poco a poco en una realidad.

30 años en el mercado

La andadura de la mercantil de IMC en el sector del envasado, comenzó en 1979, cuando un pequeño taller de 110 m2 abría sus puertas junto a la plaza de toros de la ciudad de Albacete. Unos años más tarde, en 1985, aquel taller decidió dar un paso más y se trasladó al polígono industrial Campollano, para convertirse en la fábrica que es hoy en día.

Tras años de especialización, modernización y experiencia, aquellas primeras máquinas fabricadas dieron paso a las innovadoras envasadoras y los actuales multicabezales, que compiten en los mercados más exigentes de maquinaria en el mundo.

Así, IMC ha pasado a disponer de una instalación de 3000 m2 y 30 empleados, que presta servicio en la construcción de máquinas de envasado vertical, pesaje, repostería industrial y proyectos a medida para sus clientes.

IMC está en constante crecimiento, aumentando su presencia global en todos los mercados internacionales y manteniendo en España la misma posición que ha conseguido a lo largo de su trayectoria.